IEE ValladolidEl 28 de abril se presento en el edificio de la Junta de Castilla y León la sección del informe de acústica dentro del Informe de Evaluación del Edificio de Castilla y León, esta sección tiene con objeto la información, las condiciones y las posibles medidas de mejora del edificio en materia acústica. Su realización es totalmente opcional dentro del IEE de Castilla y León, aunque se prevé una obligatoriedad futura en caso de acogerse a subvenciones.

En la modificación del DB-HR se incluyen unos criterios a seguir en función del grado de intervención que se realiza en una posible rehabilitación o ampliación de un inmueble, también se tienen en cuenta las posibilidades de mejora acústica. El documento básico de protección frente al ruido debe aplicarse en rehabilitación dentro de cualquier ampliación o cambio de uso, pero en el resto de casos se deja en manos del técnico la flexibilidad de criterio en las acciones, teniendo en cuenta siempre la condición de no empeoramiento.

iee-guia-db-hr-ruido-castilla y león

El estudio de acústica que se puede incluir en el Informe de Evaluación de edificios de Castilla y León es un apartado más que complementa a la Inspección técnica de edificios, a la Certificación Energética del Edificio y al estudio de accesibilidad. Éste estudio consiste en la detención de puntos críticos, la inspección, catas y ensayos para la obtención de datos, un análisis del comportamiento acústico y la propuesta de unas medidas de mejora razonables. Para llegar a estas conclusiones al igual que para el resto del informe es necesario realizar una visita a la vivienda e incluso realizar una encuesta a los usuarios del edificio ya que son ellos los que verdaderamente saben el comportamiento acústico de los paramentos que envuelven las diferentes estancias.

El arquitecto debe valorar el comportamiento acústico del edificio y plantear unas medidas de mejora, éstas medidas pueden ser:

Aislamiento a ruido exterior:

  • Sustitución de ventanas.
  • Aislamiento de persianas.
  • Aislamiento acústico, en caso de fachadas ligeras.

Aislamiento a ruido interior:

  • Solucionar detalles de los encuentros entre paramentos de diferentes espacios, suelo flotante, techos acústicos, revestimiento de muros…
  • Aislamiento de instalaciones: instalación de amortiguadores, juntas de neopreno, etc.

En el estudio se podrán plantear diferentes medidas de mejora para llegar al mismo nivel de confort, será el usuario el que luego estime oportuno realizar una u otra.

Como conclusión el estudio de acústica del edificio nos parece una herramienta bastante útil para localizar los errores de proyecto y construcción, que suelen ser muchos en el caso de la protección contra el ruido. Subsanando estas deficiencias se puede conseguir un confort aceptable en el interior de nuestras viviendas, aconsejamos su realización dentro del Informe de Evaluación del Edificio para conseguir una rehabilitación del edificio completa, conteniendo todos los aspectos de bienestar que puedan ser mejorados.

Para más información recomendamos leer la Guia de aplicación del DB-HR

Pin It on Pinterest